Breaking Bad (sin spoilers)

El domingo a la noche se emitió en Estados Unidos el último capítulo de Breaking Bad pero gracias a la magia de internet, personas de todo el mundo pudimos mirarlo en vivo a través del streaming. Tanto esfuerzo por sintonizar el último capítulo de una serie, en inglés, con publicidad y con interferencias merece la pena cuando se trata de una de las mejores series de la historia de la TV.

images

Como escribí en un post anterior, Breaking Bad arranca mostrándonos a un profesor de Química de secundario que tiene un trabajo luego de la escuela en un lavadero de autos, una joven esposa embarazada, un hijo con parálisis cerebral y una gran subvaloración. La familia se completa con la cuñada de Walter White, Marie, que es la hermana de Skyler y con Hank, su esposo que es agente de la DEA.

images1

La historia se desarrolla en Alburquerque, un escenerio desértico y duro con colores marrones. El desierto será de importancia en esta historia.

Lo que desencadena el relato e inicia el viaje o cambio de nuestro héroe es que ni bien cumple los 50 años le diagnostican un cáncer de pulmón terminal que no tiene posibilidad de ser operado. Su obra social no cubre siquiera el tratamiento y Walter se encuentra frente a una vida que se le escurre, una inteligencia desperdiciada y con una familia a la que no puede dejarle nada de dinero.

images3

Hank le ofrece a Walter llevarlo a una redada de metanfetaminas para que le ponga un poco de emoción a su vida y ahí Walter descubre a un ex alumno suyo, Jesse Pikman. Para la mitad del primer capítulo veremos a Walt extorcionando a Jesse para que lo meta al negocio de la droga, aprovechando sus contactos, un par de cocinadas y logrará reunir dinero suficiente.

images4

En ese memorable primer capítulo los vemos cocinar por primera vez, en el desierto, en la casa rodante, Walt en calzoncillos apuntando a cámara. Mucho pasó desde entonces.

Nuestro protagonista va adquiriendo a lo largo de la serie un cierto aire maléfico. Vamos viendo como un simple profesor ante la necesidad se mete en un negocio turbio pero luego hará cosas de las que no lo creíamos capaz para mantenerse.

images9

Al comienzo Breaking Bad nos muestra como Walt hace lo que hace por su familia, para costear su tratamiento, luego lo hace porque las circunstancias “lo obligan” pero luego es pura ambición. Nuestro héroe se transforma, aquel que adquirió el apodo de Heisenberg, termina convirtiéndose en Heisenberg, en su alter ego, en su propio monstruo.

Breaking Bad nos enfrenta a la pregunta ¿qué haría yo en tales circunstancias? y vemos que lo que hace Walt nos excede. Al comienzo es fácil identificarse con él, es un víctima de las malas decisiones, de un sistema que infravalora la capacidad intelectual, de la vida…pero luego cuando se erige en Heisenberg, es solo su propio artífice.

Quizás atravesemos un signo de época en el que ya no hay héroes buenos, quizás debamos reconstruir las teorías de los formalistas rusos y hablar de protagonistas y no de héroes. En términos de teoría del relato, Walt atraviesa su “viaje”, su “transformación”, se encuentra con sus ayudante, sus oponentes, sus dadores y claramente cambia. Tal vez cuando alguien mata no una sino muchas veces siente que es un poco Dios, quizás eso le pasó al hombre que logró hacer retroceder a su cáncer con la quimio financiada con dinero de la droga.

Breaking Bad está llena de guiños, de complicidades con los espectadores, de mensajes sutiles, de refuerzos de memoria, de dosificación de la información, de pistas para deducir. También está llena de reflexión, de filosofía, de literatura, de intertextualidad, de referencias a la cultura popular, de violencia, de acción, de emoción.

En términos técnicos abundan los planos artísticos. Cada plano cuenta y apoya el relato, no hay relleno. Cada plano importa. El relato no es lineal, es apoyado por flashfowars y flashback que contribuyen a mantener la intriga del espectador. Hay un uso de color muy interesante, sobre todo en los flashfoward de la temporada 2. La utilización de otros recursos es fascinante, por ejemplo aquel memorable capítulo que comienza con un videoclip de Los Cuates de Sinaloa cantando una canción sobre Heisenberg que significaba dos cosas: la fama de Walt que había trascendido las fronteras de los Estados Unidos y el envío de dos sicarios por parte del cartel mexicano.

Los detalles importan en esta serie, desde el ojo del oso en la piscina que Walt conserva y que va a aparecer en varios capítulos hasta el suero de quimio colgando del cuerno del venado en la cabaña de la última temporada.

2x01_-_Seven_Thirty-Seven_1

Nuestro antihéroe cambia, crece, se hace cada vez más malo, más manipulador, más ambicioso pero la última entrega de la temporada 5 nos lo devuelve vulnerable, el cáncer regresó, tal como lo pidió Skyler y Walt fue desbancado como el rey de la metanfetamina azul.

El final es cerrado, no quedan cabos sin atar. Es un final a pura acción, a pura emoción a puro ajustes de cuentas, a pura aceptación y redensión. Es un gran final.

images6

Varias lecciones se pueden tomar de Breaking Bad, una es que los genios infravalorados, golpeados y descartados pueden tratar de reivindicarse de la forma que sea y encontrarán la manera de ser grandes, cueste lo que cueste y se interponga quien se interponga. Otra lección es que la ley del karma no se ejecuta en otra vida que no sea esta, todos nuestros actos tienen consecuencia, como una piedra que cae al agua y produce ondas, cuando se empieza por sortear obstáculos que ponen en juego la moral, a la larga se termina perdiendo demasiado. Filosofía, recursos cinematográficos, un guión infalible, actuaciones de lujo, una de las mejores series de todos los tiempos se despidió y por suerte estuvimos allí para verla.

images8

De Mad men y otras series

Estas semanas no estuve escribiendo, primero por falta de tiempo, de contenido y luego porque estuve con reposo. Pero vuelvo al ruedo.

Estuve más serie-adicta que otra cosa. El reposo me llevó a poder ver ininterrumpidamente toda la última temporada de Mad men que no había podido ver antes. También vi el final de Breaking Bad ¡qué final! Y comencé a ver The Sopranos.

Con Mad men me pasa algo particular, es una serie que arranqué a ver hace varios años que cuando la nombraba nadie conocía y que a fuerza de insistencia logré hacer ver a personas que hoy me lo agradecen. Lo que más me gustó cuando la comencé a ver fue la oscura personalidad de su protagonista y luego la de los demás personajes. Otra cosa es que como trata sobre una agencia de publicidad en los 60 podemos apreciar interesantes cuestiones, en principio ver cómo se va consolidando la publicidad como práctica comunicacional y en segundo lugar al calor de qué acontecimientos se gestan los grandes símbolos. Si EE.UU. tiene algo de interesante es que la historia reciente de Occidente en gran medida fue escrita allí, este país generó los acontecimientos más trascendentes de la historia o participó activamente para torcerles el rumbo. Para mí, el siglo XX fue fascinante, los grandes cambios de la humanidad se dieron allí y podría decir que desde que yo nací hasta la actualidad (29 años) se han vivido grandes saltos tecnológicos, de costumbres, de modas, de cultura. Mad men nos muestra desde las vidas de unos yupies newyorkinos una época, trazada por grandes cambios, grandes acontecimientos, grandes revoluciones. Algo que me quedó grabado fue en una de las temporadas iniciales cuando Sally Draper mira la foto de la novia afroamericana de uno de los colegas de su padre y le pregunta si es su “sirvienta”.

images

images (3)

Otras cuestiones interesantes de Mad men es el rol de la mujer y la familia. La mujer en Mad men comienza siendo secretaria, madre o amante. De la mano de Peggy Olson vamos viendo como una mujer puede trabajar a la par de un hombre e ir ganando esos espacios, pero con la siempre y aún perdurable sospecha de que se acostó con su jefe. Betty, la hermosa esposa de Don Draper (el protagonista) está siempre en su casa: lava platos, reniega con sus niños, charla con sus vecinas y fuma mucho; solo sale para vestirse hermosa y acompañar a su marido. Por suerte Betty no se queda con su lugar de bella joya en una caja, durante la serie vemos como sucesivamente es engañada por Don hasta con la maestra de sus hijos, por suerte Betty comienza a desenredar una madeja que la lleva a descubrir cosas y logra sacarse a Don de encima, da un paso y se divorcia de él para casarse con un político buen hombre. Sin embargo, las mujeres son objeto de deseo en Mad men, se las puede observar hermosas, fatales, modelos, piezas de publicidad, nuestra Peggy no es una belleza. La Venus pura es Joan, la pelirroja infartante de la oficina que controla todo, sabe todo y es inteligente pero se acuesta con su jefe y eso le pesará aún cuando sea socia.

images (7)

La familia en Mad men es representada disociada, con roles típicos que no satisfacen a nadie pero que se representan con esmero y fatiga. El bello hogar a las afueras de New York, los niños y la esposa rubios, el perro golden, la fiesta de cumpleaños, la cámara super 8. Pero aún así, la familia no satisface, es un lugar del que se escapa bebiendo alcohol a todas horas, fumando desde el desayuno a la cama, teniendo sexo con varias personas. Ya se puede avizorar el tipo de familia atravesado por la posición social, el consumo, el deseo de éxito tan propio de la vida actual.

images (6)

Lo que más me atrae de la serie es la publicidad, que funciona no solo como forma de darle genio a Don, sino como elemento articulador de una época y de un estilo de vida. El sueño americano pasa por la publicidad y es tarea de estos locos hombres (y chicas) darles la forma. La publicidad es genio aplicado a una finalidad mercantilista, al menos ese genio. En la serie podemos apreciar los pasos para la elaboración de las publicidades y los obstáculos que se presentan junto con la consolidación del medio televisivo y la migración de la gráfica al audiovisual. Los desafíos son históricos y las marcas son reales, me encanta que comience con Lucky Strike y el obstáculo de que se ha demostrado que fumar causa cáncer. Ya no se puede asociar el cigarrillo a la vitalidad como se hacía antes, ese será un desafío para Don y su equipo. A lo largo de las temporadas se irán desarrollando conflictos referentes no solo a las vidas personales de cada uno de ellos sino respecto al negocio, la agencia debe ir acomodándose al mercado -creciente- para sobrevivir, así es que atraviesa la compra, la incorporación de socios, la fusión.

images (5)

Otros temas que Mad men aborda son: el surgimiento del feminismo, la guerra de Vietnam, el odio racial y la lucha de Martin Luther King, la homosexualidad, el amor libre, la vida bohemia, el hipismo, los jóvenes como nuevos actores sociales, las drogas. Lo hace sin una mirada escrutadora, sin una moral. Si nos posáramos en la mirada de Don ¿de qué se puede asustar un huérfano que se mete al ejército para escapar de los recuerdos de su horrible vida, va a la guerra, toma la identidad de un muerto y regresa para mostrarse como el gran genio de la publicidad? ¿de qué puede asustarse el hombre que afirma que hace el esfuerzo por amar a sus hijos pero no le sale? ¿de qué puede asustarse el hombre al que nunca vemos comer pero sí tomar alcohol y fumar desde temprano? Este, el mismo hombre que se acuesta con decenas de mujeres  a lo largo de la serie aún cuando hace apenas poco tiempo  se volvió a casar con su secretaria 22 años más joven.

 

images (1)images (2)images (4)

Ahora hay que esperar el final pero promete, así como esta temporada comenzó en Hawai, esperemos que por el bien de Don termine en California.

Respecto al final de Breaking Bad creo que merece un post aparte pero sigo recomendándola fervientemente.  Cuando todos hablaban de Lost y yo los pensaba que al ser tan masiva era mala, me equivoqué, ahora por suerte la empecé a ver antes de que todos se pongan locos y se declaren fanáticos de Breaking Bad, pero la realidad es que cometí la fanatizada de ver el último episodio en vivo por streaming y en inglés. A diferencia de Lost, este fue un gran final. Más adelante les cuento qué pienso de The Sopranos.

BreakingBad_Felina

¡Buena semana!

Breaking Bad, esa droga…

Dos personas a las que estimo mucho me dijeron: “tenés que ver Breaking Bad”. Hasta entonces no había escuchado nada sobre esa serie. Recuerdo que la primera vez la googleé: “Un profesor de secundaria decide ponerse a fabricar metanfetamina”. Hasta ahí parecía prometedora, pero estaba viendo otras series y la fui postergando, hasta que un día me accidenté un dedo del pié y sin poder caminar y ninguna otra cosa que pudiera hacer más que ponerme hielo y mantener mi pié en una silla, la comencé a ver.

El primer capítulo me alucinó, tiene todos los condimentos de serie ganchera pero sin pretensiones. El argumento es impecable, en términos dramáticos, el guión están perfectamente construido. Tiene una excelente estética, para ser una serie que se filma en un escenario tan rústico como la frontera Estados Unidos-México. En el piloto nos preguntamos cómo ese hombre, al que todavía no conocimos, se encuentra en el medio del desierto, en calzoncillos, con un revolver. Muy buen manejo de los flashfowards -que predominan en la serie-.

breaking_bad

En términos del relato, está perfectamente armado. Tenemos un héroe, un protagonista con el que empatizamos de entrada, es un profesor de secundario de Química, que como no le alcanza el sueldo trabaja en un lavadero de autos -tiene un jefe asqueroso con unas cejas enormes-, una esposa embarazada y más joven que él, un hijo discapacitado. Es un hombre desaprovechado, se nota, es mucho más inteligente y formado que un profesor promedio. Para colmo, el buen hombre tiene cáncer de pulmón y es irremediable, no se puede operar, para sumarle más: el seguro médico no le cubre el tratamiento -que solo le alargará la vida-. Ya está, ya nos entregamos a él, ya lo amamos, por eso, le perdonamos que se ponga a fabricar drogas.

A medida que la serie avanza, nuestro protagonista, el Sr. Walter White va cambiando, se produce, en términos narrativos, una transformación. También lo hace Jesse, su aliado, un ex alumno suyo que fabricaba meta con chili y que se convierte en su socio porque conoce el negocio.

Me gusta Breaking Bad, me gusta que los oponentes cambien, me gusta que se introduzcan personajes que con el tiempo serán de gran importancia. Me gusta el personaje de Gus, es lento al principio, explota al fin (guiño). Me gusta el viejo Salamanca y los hermanos del cartel, me gusta Tuco con su dentadura de oro. Y me encanta que el cuñado de Walter trabaje en la DEA. Nos preguntamos hacia el final ¿quién es el bueno?¿quién es el malo? porque nuestro bueno asesina, se volvió ambicioso, usa sus conocimientos para el mal, manipula a Jesse. Nos identificamos con él, pero lo hacemos porque, como la serie nos lo recuerda permanentemente, lo hace por su familia.

breaking-bad-3-1

Entre los personajes maravillosos de esta serie, tenemos a Saúl, ese abogado de pacotilla que termina salvándolos siempre; Marie, la hermana clectómana de la esposa de Walter; Skyler, que es una maravilla actuando, esas miradas, sus contradicciones, su coraje, su lealtad; también me gusta Beneke.

Espero con ansias el final de la serie, porque eso es lo que ésta me propuso. Me hizo adicta, así como la droga que ellos fabrican, Breaking Bad, no te sacia nunca y es de excelente calidad.